El aire que respiramos en nuestras casas, puede estar hasta 10 veces más contaminado que el de la calle.

Contaminantes interiores, contaminación exterior, el metabolismo de las personas, cocciones, tabaco, velas,…

En el interior juega muy a nuestra contra la falta de renovación que termina por generar elevadas concentraciones de contaminantes.

No se renueva suficientemente el aire interior.

Ponle remedio. Apúntate a respirar mejor mejorando la calidad de aire interior

Buscando mejorar la calidad de aire interior

Durante los primeros días de marzo, hemos podido asistir a unas nuevas jornadas técnicas en Paris sobre calidad de aire interior .

Desde el pasado año somos instaladores oficiales de estos nuevos equipos.

Evidentemente que en nuestro país vecino disponen de una mayor concienciación sobre los problemas derivados de la mala calidad de aire interior en nuestras viviendas.

La experiencia en ventilación interior viene en gran parte de los países del norte.

Países del norte en donde el clima juega en su contra y a su favor.

A favor de que las personas permanezcan un mayor número de horas en los interiores de edificios.

En contra porque los contrastes térmicos interior-exterior son mucho más acusados.

Su estilo de vida ya les pone en guardia contra la mala renovación y sus consecuencias.

El clima de contrastes exige construcciones bien resueltas

Pero en España, existen numerosos climas y microclimas.

Costa mediterránea, costa cantábrica, interior continental, montaña, semi tropical.

Pero ¿porque tantas casas con condensaciones y cristales con vaho?

calidad de aire interiorcalidad de aire interiorcalidad de aire interiorcalidad de aire interiorcalidad de aire interiorcalidad de aire interior

 

 

 

 

 

Se construye con ineficacia en los aislamientos y la nueva cultura de la eficiencia energética coloca ventanas muy estancas que terminan por agravar el problema de la mala renovación interior.

Desde este año 2018 ya es obligatorio que las viviendas de nueva construcción dispongan de ventilación forzada.

Pero evidentemente que quedan muchos millones de viviendas mal solucionadas a nivel de renovación de aire interior.

El moho causa la alarma. El olor a humedad le precede, pero las partículas invisibles y otros contaminantes interiores son igual de peligrosos.

calidad de aire interiorcalidad de aire interiorcalidad de aire interiorcalidad de aire interiorcalidad de aire interiorcalidad de aire interior

 

 

 

 

 

Desde 2003 puedo constatar que la máxima preocupación que se desprende de las consultas que recibimos, es por los problemas de humedad de condensación.

La condensación genera situaciones de angustia en cuanto aparecen los primeros mohos, olor a humedad y chorreos en ventanas.

Es muy habitual que la consulta inicie el texto con un ayúdenme por favor…

El moho y el olor a humedad representan el principal motivo de consulta y preocupación respecto a los problemas de humedades.

En zonas de la península con suelos de granito, el gas radón se acumula en bajos por falta de renovación, siendo la segunda causa de cáncer de pulmón por detrás del tabaco.

Actualmente el tipo de construcción fuerza que las viviendas sean poco permeables al vapor de agua debido a los aislamientos y la calidad de los cerramientos.

Pero las personas y nuestro estilo de vida siguen generando vapor al interior.

La calidad de aire interior en nuestras casas puede llegar a ser muy inferior al del exterior

calidad de aire interiorAunque parezca lo contrario, la calidad de aire del interior de nuestras viviendas, locales comerciales, escuelas, oficinas, … puede llegar a ser muy deficiente.

Exceso de concentración de contaminantes debido a la poca o inadecuada renovación.

Aires exteriores más o menos contaminados son los que renuevan nuestro ambiente interior.

Pero ¿conocéis la cantidad de elementos contaminante que incorporamos al interior de nuestras casas?

Y no hablo del humo de los vehículos de la calle que entra por las ventanas.

Hablamos de elementos tóxicos que desprenden numerosos elementos cotidianos de la casa.

Solo queda un camino para mejorar la calidad de aire interior. Ventilar forzadamente.

Los nuevos equipos que pudimos testar en Paris disponen ya de tecnología de sensores inteligentes que detectan y cuantifican el nivel de CO2 y la cantidad de COV presentes en el aire.

Los cuantifican y reducen.

El sistema de ventilación más avanzado genera una variación del caudal y del flujo del aire que suministra el equipo en función de la mejor o peor calidad del aire.

Automáticamente el sensor interior de calidad de aire envía señal a la turbina para que aumente o disminuya el flujo.

Mejora en la eficacia de la ventilación y mejora en la eficiencia térmica.

Otro detalle muy importante y que marca la diferencia es la incorporación de distintos filtros avanzados en función de las necesidades.

Filtros G4, filtros con carbono activo, mixtos olor-polvo y filtros finos F7.

Disfruta de mejor salud. Tu y los tuyos. Haz de tu casa un reducto de aire puro

Usando este tipo de sistemas de ventilación forzada, el aire introducido pasa siempre por un filtro.

Un G4 ya reduce la entrada de polvo, polen y diversas sustancias contaminantes exteriores.

Pero si puedes elegir e incorporar un sistema avanzado de ventilación forzada por sobre presión, podrás elegir también incorporar otros filtros, partículas, polen, polvo, olor, partículas finas.

Pasamos un gran número de horas en el interior de la casa.

Cerca de 12 horas, la mitad de la jornada encerrados en el interior.

Estando en casa te «ahorras» respirar tanta contaminación exterior y renovando eliminas igualmente los contaminantes interiores.

Hay que evacuar los contaminantes interiores y evitar la entrada de los exteriores.

Mejorar la calidad de aire interior de nuestras casas, redunda en beneficios directos en la salud y el confort de todos.

Especialmente los niños y personas con problemas respiratorios o de hipertensión.

Respirar aire menos contaminado es imprescindible para vivir mejor.

Consúltanos si quieres mejorar la calidad de aire interior de tu casa.

Soluciones con ventilación mecánica forzada.

Solucionamos problemas de humedad por condensación, calidad de aire interior, concentración de radón, mohos, olor a humedad.

Garantizado. 100% efectivo.

Distintos equipos. Una única solución.

Ventilación mecánica forzada por sobre presión. Una solución eficaz para eliminar las condensaciones y mejorar la calidad de aire interior.

Ferran Guarch, CEO Humedad Controlada